Una vida más sostenible.

Llevar un estilo de vida sostenible es fácil, simplemente evita el desperdicio de los recursos e implanta algunos hábitos cotidianos, para mantener el equilibrio de nuestro planeta.

Comienza poniendo en practica alguno de estos consejos en tu vida.

  • Reduce, reutiliza y recicla.
  • Optimiza el consumo de energía en tu día a día, aprovecha al máximo la luz solar dentro de tu hogar y desenchufa lo que no estés utilizando.
  • Desplázate a pie o en bicicleta y si no es posible utilizar el transporte público.
  • Alimentos ecológicos y de comercio justo.
  • Utiliza productos de limpieza ecológicos.
  • Compra ropa sostenible. Puedes comprar ropa de 2ª mano y no ayudaras a la fabricación masiva de textiles, con las consecuencias que esto tiene en el medio ambiente. También puedes decantarte por ropa nueva con materiales sostenibles.
  • Convierte tu hogar más eficiente. Puedes instalar placas solares, luces led, hacer tu propio compost, reducir el consumo de agua y luz etc.
  • No al plástico y a los desechables.

Deja un comentario